Isabella Cruise Kidman, orgullosa de su madre

La hija adoptiva de Tom Cruise y Nicole Kidman no puede estar más agradecida a su madre. En una entrevista concedida a New Idea Magazine, se ha deshecho en elogios hacia ella.

"Yo amo a mi madre. Ella es mi mamá y es genial. A veces la veo y hablo con ella. Somos una familia muy unida. Me encanta todo de nuestra familia", comentaba Isabella.

En 2001, cuando Cruise y Kidman se divorciaron, Isabella decidió quedarse en la mansión de su padre en Beverly Hills junto a su hermano Connor. Sin embargo, la distancia no ha hecho que pierda su cariño por Kidman.

[Relacionado: Nicole Kidman posa por primera vez con su hija pequeña]

[Y además... Nicole también suda]

Eso sí, las declaraciones de Isabella contrastan con lo que sostenía su madre en el canal televisivo GMTV. "Mis hijos no me llaman mami, ni siquiera me llaman mamá. Me llaman Nicole y ya les he dicho que no me gusta", sentenciaba.

La joven tiene una estrecha relación con la actual mujer de su padre, Katie Holmes. "Sus dos primeros hijos son increíbles, muy inteligentes y amables. A mí me llaman mamá", desvelaba.

Por parte de padre Isabella tiene una hermana, Suri; y por parte de madre otras dos, Sunday Rose y Faith Margaret. Actualmente vive en un pequeño apartamento en el distrito Skid Row, en Los Ángeles, junto a su novio, Eddie Frencher.